Seguro a terceros: ¿Qué es y qué cubre?

Negocios

Los seguros a terceros son unos de los más utilizados, sobre todo si hablamos de seguros de coche. Hoy hablaremos del seguro a terceros y veremos que es un seguro a terceros y que cubre un seguro bajo esta modalidad, algo que sin duda puede ser de interés para muchas personas que disponen de un seguro de automóvil a terceros y no saben con exactitud de qué se trata. De hecho, el seguro a terceros es desde el pasado verano el seguro para vehículos más utilizado por los conductores españoles, la crisis, y los continuos incrementos en los precios de los seguros a todo riesgo por parte de las empresas aseguradoras, parece estar detrás del crecimiento de los seguros a terceros.

Seguro a terceros que cubre

Un seguro a terceros es un tipo de seguro contratado habitualmente para vehículos y que cubre los daños materiales y corporales producidos a terceros. El seguro a terceros se diferencia del seguro a todo riesgo en que el primero no cubre los daños materiales y corporales producidos sobre el beneficiario del seguro ni sobre su vehículo. El seguro a terceros puede incluir coberturas adicionales y es frecuente que las compañías de seguros de coche ofrezcan seguros a terceros que incorporan coberturas adicionales. Así nos podemos encontrar, por ejemplo, con los siguientes tipos de seguros a terceros:

  • Seguro a Terceros con Lunas: amplía el Seguro a Terceros incluyendo los daños en las lunas y parabrisas del vehículo.
  • Seguro a Terceros Ampliado: mejora el Seguro a Terceros incluyendo coberturas por robo e intento de robo, daños en las lunas y parabrisas, incendio, rayo y explosión del vehículo.

Los seguros a terceros básicos también pueden incorporar, dependiendo de la compañía aseguradora, coberturas y servicios como la Protección Jurídica del Automovilista, la Reclamación de daños, la Reclamación de daños como peatón en accidente de circulación, Asistencia en viaje, Recursos de multas (si se incorpora esta cobertura a un seguro a terceros normalmente se hace con un límite anual) y Servicio de consultoría sobre el automóvil.

Para finalizar cabe recordar que el seguro a terceros es un seguro mínimo obligatorio para todos los vehículos que circulen por vías públicas y que la ausencia de este seguro o de un seguro a todo riesgo en nuestro vehículo puede traer consigo graves consecuencias legales.

Deja un comentario